jueves, 4 de agosto de 2005


Un día de repente deja de llover, como quien abandona un vicio caro o deja de fumar al primer intento. Es entonces que dejamos de mirar al cielo y nadie vuelve a necesitar aviones que lo recorran. Los aviones se inventaron para que miremos al cielo y nos preguntemos si realmente se puede llegar más lejos, se inventaron para los niños que apuntan con el dedo al aire y sueñan con ser comandantes de líneas aéreas, para creer en el milagro del hombre y demostrarnos lo alto que vuela un sueño.

Al mismo tiempo que todo eso ocurre, arriba, en los aviones, azafatas que soñaban cuando eran niñas con niños que soñaban con ser comandantes, sirven sonrisas Duty Free a la carta, sonrisas y algún jugo de naranja que nunca supo a naranja, sino al recuerdo lejano de un sabor a desayuno de infancia. Decenas de personas que repasan la revista o el periódico, lo último de Marsé, un estudiante de Filosofía que lo intenta con Sartre y se duerme en la página siete.

Yo sé que un día, de repente, dejará de llover y los aviones tomarán tierra para siempre, un día de repente en la vertical de las Azores, dejará de caer lluvia, como quien deja a un amante porque ahora le resulta un desconocido cercano (dejé de creer en ti, ya sabes, lo de siempre) ausente, lejano. Es entonces que los que sobrevuelan el cielo dejan de mirar al campo, las ciudades, los océanos, porque los continentes y la orografía, fueron creados para ser mirados desde el cielo, para que nos preguntemos si realmente se puede llegar tan lejos, creados para los niños que señalan a través de la ventanilla y sueñan con ser ciudadanos de a pie, o futbolistas, o simplemente niños. Se inventaron para creer en el milagro de la tierra, de la vida a escala 1/500, para creer de manera inequívoca en todos aquellos que miran el horizonte apuntando bien alto y bien lejos.

Publicado por Puzzle a las 0:20
Etiquetas:

 

5 desvaríos:

Rendida dijo...

Qué bonito Jorge. Es precioso, como todo lo que escribes.

Gracias por tu Puzzle.

matilda dijo...

si señor, muy chulo, ya sabes que prefiero darte caña pero hoy no hay por donde meterle mano... tú crees que pasará??.. seguro que si...

Txus dijo...

Tienes razon, ya lo dijo Eric Draven en 'El cuervo' : "No llueve eternamente". Lastima que antes de terminar la pelicula lo mataran porque una de las balas no era de fogueo...

Anónimo dijo...

Un gran avión sera postrado en el sueño de aquel que nunca piense que dejará de llover.

wow!!

Magda de los devastados dijo...

Y si no deja de llover, los aviones se volverán pájaros, cruzarán las nubes y te llevarán en sus espaldas, mientras acaricias sus plumas hechas de metal y sueño.

 
>