domingo, 14 de agosto de 2005


Se han ido. Se fueron y ni siquiera se dieron la vuelta para mirarme, ni un poquito solo, nada. Se han ido y no miraban atrás. Yo esperaba al principio que recapacitaran, luego me hubiera bastado un gesto, una explicación a lo sumo, un arrullo o en todo caso un trébol fresco que masticar, y entonces sí, entonces se van, pero yo no me entero, porque me quedo masticando y cuando me doy cuenta ya es tarde y me aguanto.

Pero así, de esas maneras, tan contentos y radiantes, con sus maletitas de mago, con sus vestidos de gala y esas sonrisas de fin de semana. A los Alpes franceses, ahí se fueron, todo contentos, solo hago acto de aparición en comuniones y fiestas de cumpleaños, eventos de poco aforo para entretener a los niños y algunos mayores, entonces todos me ríen las gracias, lindo me dicen, relindo, pero claro, a Francia, eso queda lejos y no me llevan, y todo porque vienen unos señores magos de lejos, de muy lejos.

Quizá a mitad de camino se acuerdan o cambian de idea, quizás se ponen tristes o preocupados, y se dan media vuelta a la altura de Gerona, pero claro, esto es muy raro, porque la chistera no la olvidaron, se la llevaron con ellos, con el baúl de aparición y los grandes aparatos, conozco ese juego, luego aparecen las bailarinas del cielo y todos aplauden, ¿tú crees que se fueron?, cómo puede ser, no me harían eso, no de esa forma, si a mí me gusta Francia y en los Alpes hay muchos tréboles.

Publicado por Puzzle a las 22:09
Etiquetas: ,

 

4 desvaríos:

Anónimo dijo...

Mire usted no se preocupe, vengase para casa que acá tengo unos tréboles de tres hojitas que me dejó mi dueña, muy ricos y tiernos, por cierto. Hay arroz y patatas.Y unos buñuelitos que podemos recalentar, también. Venga. Casita del bosque número 7, esquina Ilusionistas.
Con cariño y respeto,
La conejita.

PD: Traiga vino

Omar Muharib dijo...

A mí también me gusta Francia ahora, porque antes no había estado en el Pirineo francés, donde hay muchos tréboles, y la magia se va contigo cuando te vas. Un abrazo desde Zaragoza y la nostalgia.

Magda de los devastados dijo...

No, solamente estamos escondidos.

frank dijo...

podrían llevar al conejito
- si cabe en un sombrero!

lo mínimo:
traerle una maleta de tréboles

y una foto de las montañas

y una coneja

 
>